Y AL SEXTO MES ... "MARTIANEZ TRAIL"



Reza el cartel de la prueba “LA MAS RÁPIDA, LA MAS TÉCNICA,  LA MAS ….”, y supongo que lo hacen para que seas tú el que añadas el resto de adjetivos que quieras. LA MAS DIVERTIDA, digo yo. Es una carrera diferente a todas las que he participado hasta ahora y en realidad, si nos vamos al sentido más puro del concepto trailrunning, correr en el medio natural, me atrevo a decir que esta carrera es de las mas “trailrunneras” que hay por estos lares. Solo un pequeño porcentaje del recorrido transcurre por asfalto o pista, tal vez un 10 o un 15 %, y el resto del trazado va sorteando mil y un obstáculos del propio medio sin ni siquiera sendero o camino claramente marcado.

Por supuesto no es una carrera  recomendada para aquel que quiera correr libre y fluido y pocas veces podrás levantar la vista del suelo pero si lo haces, descubrirás que allí, en plena “ciudad”, y con el cemento en todos sus rincones hay espacio para la naturaleza y que los barrancos, impasibles al paso del tiempo, siguen siendo autenticas arterias llenas de vida.

La salida en tromba por la arena de la playa de Martiánez y los primeros pedrolos del barranco del mismo nombre van poniendo a cada uno en su lugar y el ascenso, no muy pronunciado, te va desgastando por el laborioso avance. Algo de asfalto al abandonar el barranco rumbo al Hotel Las Águilas, fincas abandonadas y picón, mucho picón, hasta que enlazamos con el barranco de Tafuriaste tras rodear el establecimiento hotelero para asi encarar el último ascenso antes de volver a conectar con el barranco de Martiánez y volar, el que pueda, yo no, hasta la playa.

Me quedo con el placer que me supuso disfrutar de los barrancos, parque infantil de juegos de mi infancia; con el gusto que supone volver a participar en una carrera tras estos meses de parón; y con la cara de D, mi pie izquierdo, esperando en meta para acompañarme y cruzarla conmigo. Gracias de nuevo y públicamente a A, por animarme a seguir corriendo, y a Z por, siendo tan pequeña, acompañarme en un día tan poco soleado.


 


PD. También puedo decir, “LA MAS EXIGENTE PARA TUS TOBILLOS”. Aun hoy, después de 4 dias, algunos movimientos me recuerdan que tengo mas músculos y ligamentos en los tobillos de los que creía tener.   

PD 2: Las fotos son de David Lorenzo, fotografo deportivo al que conoci en el verano de 2009 cuando participé en algunos acuatlones de la isla. El resto de la galeria, su blog y su contacto aquí.

4 comentarios:

  1. http://estrellasdelasuerte.blogspot.com.es/3 de mayo de 2013, 10:03

    Para lo poco que dormimos y lo poco que te dejamos entrenar, la verdad que estás hecho un toro jeje

    ResponderEliminar
  2. Enhorabuena por tu regreso; me alegro por esas buenas sensaciones.

    Salud!

    ResponderEliminar